Una amenza para los teléfonos

Gobierno busca tecnología en Corea para universalizar Internet
enero 27, 2010
Diferencias oficiales ponen nota de riesgo a plan de conectividad
enero 28, 2010

PINCELADA
Periodista: David Gómez

La tendencia a eliminar los cables para conectarse a Internet está en pleno auge. Y la mayor demanda de banda ancha está a la orden del día. WiMax se presenta como la tecnología ideal para ello. Conocida también como el estándar 806.16, fue pensada para cubrir la última milla (allí donde no llega el cable), pero tiene todo el potencial para sustituir las conexiones ADSL y pasarle por arriba a las redes inalámbricas que ofrecen las telefónicas. En otras palabras, puede acabar con la telefonía móvil y la fija, y acaparar el mercado de servicios digitales. WiMax no es sustituta de Wifi; es como el hermano mayor. En realidad, son complementarias.

La gran diferencia es que una sola antena de WiMax puede alimentar una ciudad entera (50 km a la redonda) a velocidades de 70 megabytes por segundo. Las Wifi tienen un alcance de 300 metros y se deterioran cuando hay más de 20 usuarios conectados.

Para los usuarios, que se implemente WiMax significa mayor ancho de banda, y para las empresas, nuevas oportunidades de negocio.

Por eso Intel ya está implementando WiMax en sus nuevos procesadores, a fin de estar prontos para lo que se viene.