Un ente aparte

Directores colorados dejaron cargos con críticas a Mujica
agosto 10, 2012
Cruce entre colorados ante renuncias en las empresas públicas
agosto 10, 2012

LA DIARIA
•     POLITICA
•    07/08/2012
•    Página 3
 Directores de entes de Vamos Uruguay presentaron sus renuncias y el Partido Colorado se quejó del rol que ocupan sus representantes
Ayer los ocho directores de entes y comisiones de Vamos Uruguay (VU, Partido Colorado [PC]) en el gobierno oficializaron las renuncias a sus cargos. En el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del partido los renunciantes mostraron su total acuerdo con la decisión, al tiempo que otros sectores que no acompañaron la medida la entendieron razonable. Jerarcas de algunos de los organismos que integraban los directores colorados, como UTE o el Banco República, destacaron la actuación de los opositores.

Ayer sobre el mediodía concurrieron a la Torre Ejecutiva para presentar sus renuncias Max Sapolinsky (Unidad Reguladora de Servicios de Energía y Agua), Luis Anastasía (Comisión Administradora del Río de la Plata), Fernando Scrigna (Banco República), Carlos Guariglia (Antel), José Garchitorena (UTE), Juan Llantada (Comisión Técnico Mixta de Salto Grande), Gonzalo Texeira (Comisión Administradora del Río Cuareim) y Beatriz Castillo (Comisión Directiva del Instituto Nacional de Evaluación Educativa). La decisión había sido anunciada la semana pasada (ver la diaria del 31/07/12), y si bien en un principio fue propuesta a los otros sectores del PC, fue ejecutada únicamente por VU.

Luego de presentar sus renuncias, los ahora ex jerarcas concurrieron al CEN para realizar apreciaciones acerca de la medida adoptada y evaluar su gestión en los distintos cargos. En diálogo con la diaria, la secretaria general del Partido Colorado, Martha Montaner, indicó que todos los renunciantes estaban de acuerdo con la decisión que se tomó y que se sintieron apoyados y respetados. "Todos creyeron que la medida era conveniente y en muchos de los casos sentían que no estaban haciendo las cosas que tenían que hacer", principalmente debido a dificultades en el acceso a la información en los distintos entes o comisiones, según dijo Montaner. "Las decisiones a veces se tomaban por mayoría y nuestros directores simplemente las firmaban", ilustró.

Alternativos Montaner sostuvo que pese a que no todos los sectores estuvieron de acuerdo con la medida, en referencia a Propuesta Batllista y Uruguay es Posible, "el partido no salió dividido", porque todos entendieron a las distintas posturas como "justificables".

En una columna de opinión difundida ayer, el diputado de VU Daniel Bianchi sostuvo que el sector "hizo prevalecer su libertad política por sobre los cargos, porque ésa es la única garantía de poder ejercer, sin ataduras, la fiscalización que todo gobierno requiere, y éste, tan desprolijo, más que todos". Para el diputado, ahora que ese control no se podrá ejercer desde el seno de los organismos "habrá que hacerlo desde otras vías, tales como la parlamentaria o, llegado el caso, incluso desde la vía judicial".

Consultada acerca de las vías alternativas de contralor, Montaner sostuvo que el PC presentará un proyecto para facilitar el acceso a la información de los entes del Estado, "no sólo para los legisladores sino para la ciudadanía en general".

Caso a caso La secretaria general del partido indicó que el caso de Antel era uno de los más complejos en cuanto al relacionamiento con el resto del directorio, aunque puso otros ejemplos como el de ANCAP, donde el representante del partido en el directorio, Juan Justo Amaro, se enteró por la prensa del pago de la deuda de la empresa estatal a la venezolana PDVSA.

Consultado sobre la situación en Antel, el presidente del Sindicato Único de las Telecomunicaciones (Sutel), Gabriel Molina, indicó que el representante colorado tenía posturas distintas a las del sindicato y a las del resto del directorio "en cuanto a la defensa del monopolio de la empresa en el campo de las telecomunicaciones", entre otros aspectos.

Acerca de la comparación de la gestión de la empresa con la del anterior período -en el que no había representantes de la oposición-, el dirigente de Sutel indicó que tuvieron muchas más discrepancias que con el actual, con el que se habilitaron espacios para la negociación colectiva y hay mayor concordancia con los objetivos de la empresa.

En el caso de UTE, César Briozzo, uno de los integrantes del directorio nombrados por el Ejecutivo, dijo a la diaria que no tiene claro cómo afectará la renuncia de Garchitorena la gestión de la empresa.

Sobre el relacionamiento en el directorio, Briozzo señaló que "las decisiones más importantes se tomaron por consenso" y nombró a los integrantes de la oposición como "compañeros de trabajo". Una postura similar expresó Fernando Calloia, presidente del Banco República, quien señaló que "existe un directorio totalmente armónico en el que nunca se notó quién es oposición y quién oficialismo", y también resaltó la importancia de la actuación de Scrigna. Calloia agregó que la medida no tendrá repercusiones en cuanto a lo formal debido a que la carta orgánica de 2010 habilita a que se tomen decisiones con tres votos de los cinco integrantes.Facundo Franco