Andebu critica la ley de medios que elabora el Poder Ejecutivo.

Habrá seis canales públicos de TV y siete privados en Montevideo
septiembre 29, 2011
Siete días. Abrieron plazo de consulta pública por decreto de televisión digital
septiembre 30, 2011

Cambios. La norma está en plena etapa de elaboración y no convence a los privados
El sector privado reaccionó con cuestionamientos a algunas medidas que el gobierno considera impulsar a través de una ley de medios de comunicación. En un plazo máximo de 45 días, el Ministerio de Industria elevará al Consejo de Ministros un proyecto para evaluar junto al presidente José Mujica. El texto está siendo redactado en estos días por el director nacional de Telecomunicaciones, Gustavo Gómez.
Una vez culminado, pasará a la evaluación de los mandos políticos de la secretaría de Estado. A nivel técnico se filtraron algunas propuestas, sobre las cuales todavía no hay definición. El proyecto tiene como objetivo oficiar como un desestímulo "a la concentración de los medios de comunicación en pocas manos", algo que de acuerdo al diagnóstico oficial está sucediendo.

Al mismo tiempo, obligará a los canales de televisión y a las radios a destinar un porcentaje de su programación a difundir contenidos nacionales. Esas son las medidas que formarán parte del texto que recibirá el ministro Roberto Kreimerman, según supo El Observador. Sin embargo, hay otras medidas que están "sobre la mesa" para el análisis de los responsables del Ministerio. Una de ellas es cobrar un canon a los privados por utilizar el espectro y establecer fecha de finalización a las ondas que otorga el Estado.

Todas estas medidas aparecen en el documento final elaborado en diálogo con todas las partes involucradas y por el que se está guiando el director de Telecomunicaciones para redactar el proyecto, informaron las fuentes. Ayer, el ministro Kreimerman dijo que el gobierno está con los primeros borradores y que no hay "decisión tomada" sobre varios aspectos. "Tenemos más cerca el tema de la televisión digital y, efectivamente, después vamos a pasar a la ley de servicios de contenidos audiovisuales. Vamos en ese orden", dijo.

La Asociación Nacional de Broadcasters Uruguayos (Andebu) estuvo en esas reuniones y escuchó todas estas medidas a estudio. Ahora, con el proyecto de ley cada vez más cerca, intentará dar el debate con el objetivo de demostrar que algunas propuestas serán perjudiciales. El presidente de la gremial, Rafael Inchausti, dijo estar en desacuerdo con las cuatro líneas manejadas en esa comisión y que ahora están sobre la mesa. Respecto a la cuota pantalla para fomentar la industria local, Inchausti informó que se hablaba de 30% para los canales privados y adelantó que en todos los casos ese porcentaje se cumplía. "Institucionalmente no nos convence esa idea de que sea imperativo", dijo a El Observador.

El proyecto de ley tendrá como parte de sus objetivos oficiar como un desestímulo a la concentración de los medios en pocas manos. Sin embargo, Andebu no comparte que ese fenómeno sea real. "Ese es un discurso que tiene muchos años y no refleja la realidad", sostuvo Inchausti.

La gremial dio el debate en la comisión y luego intentará incidir en el proyecto final una vez que esté culminado. "Los canales se han sabido adaptar. Esto sería un cambio de las reglas de juego bastante importante", dijo.

Los cambios más importantes que rechazan los privados son los que están aún a estudio. Uno de ellos es cobrar a los canales un canon por la utilización del espectro, cuyos fondos irían destinados al fomento a la producción local. Ese hecho es rechazado por Andebu.

"Andebu es bastante crítica de esa posición y con fundamentos. Cuando se habla de los medios de radiodifusión se habla de medios que prestan un servicio gratuito. La contribución social es la existencia de un medio sobre el que no hay que pagar", dijo Inchausti .

Mientras tanto, otro aspecto polémico que tiene en mente el gobierno es otorgar ondas con un plazo de finalización. "Ha venido avanzando la idea de que las autorizaciones tengan un plazo. En Uruguay no ha funcionado así, se han dado sin plazo en carácter revocable", sostuvo el titular de la gremial y dijo que una medida de ese tipo podría frenar inversiones de las empresas.